Carabineros detuvo a Juana Calfunao, que tiene protección de la CIDH, y a su hijo quien resultó baleado en su pierna

por ONIC

28 de enero de 2017 

Juana Calfunao, Longko de la Comunidad Mapuche Juan Paillalef, ubicada en la comuna de Cunco, región de la Araucanía, fue nuevamente detenida este sábado por personal de carabineros junto a su hijo, Waiquilaf Kadin, quien además resultó herido en su pierna tras recibir un disparo por parte de carabineros. Ambos fueron luego trasladado hasta la Subcomisaria de Cunco y posteriormente hasta la Tercera Comisaría de Padre de Las Casas.

El hecho ocurrió durante esta jornada, luego de que esta (Calfunao) junto a la comunidad, cortaran el camino en el kilómetro 13 (sector Los Laureles), con un árbol de más de 20 metros de altura, el cual fue cruzado en el camino, evitando así el paso de vehículos por lugar.

La acción, según señala la comunidad, se debe a los constantes ataques recibidos durante la noche y la madrugada, incluso con disparo (de balas 9mm) efectuados -según señalan ellos- por carabineros en clara actitud de hostigamiento.

Frente al hostigamiento, Lonko Calfunao interpuso ayer una denuncia, sin embargo nada ocurrió y por eso decidieron bloquear el camino para evitar ataques a su comunidad.

Cuando carabineros llegó a retirar el árbol, la comunidad se opuso, según relata Calfunao, uno de los carabineros le dijo que "iba a matar a su hijo", y posteriormente le disparó hiriéndolo en una pierna. Generando una discusión y la detención de ambos. Según la versión de carabineros, el hijo de la Longko (Waiquilaf) intentó agredirlos y por eso "ellos habrían actuado".

Cabe mencionar que la Longko Juana Calfunao y su familia se encuentran bajo un recurso de protección emitido por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de la OEA, dictada el 26 de octubre.

La medida -que fue tomada por la CIDH- tiene relación con el conflicto que enfrenta la comunidad encabezada por la Longko Juana Calfunao con el Estado de Chile debido a los trabajos y a la implementación de las obras, que, para el CIDH, vulnera derechos y el propio Estado ha dejado en la indefensión a la longko y su comunidad con un constante hostigamiento por parte de la policía.

La medida, ha sido aplicada a líderes indígenas y sociales del continente que llevan a cabo reivindicaciones y hostigamientos por parte de agentes del Estado, ese fue el caso de la dirigenta indígena en Honduras, Berta Cáceres, quien también contaba con ese recurso de protección al momento de su asesinato.

Es en esta razón que la misma instancia (CIDH) decidió la ampliación de la medida, con fecha 23 de mayo del presente año, en base al Articulo 25 del Reglamento de la CIDH, vigente hasta hoy.

Finalmente, horas más tarde, la longko Juana Calfunao fue liberada, luego que el Juzgado de Garantía acogiera un recurso de amparo en favor de la Longko presentado por la Defensoría Penal Pública.

A la salida, Calfunao señaló que había sido golpeada, le arrancaron mechones de pelo, por lo que anunció una nueva denuncia, sumada a la medida cautelar que ya tiene a su favor pero que no ha sido respetada.

Además señala que su hijo quedó grave en el Hospital con más de 40 perdigones alojados en su cuerpo.

La Longko de la Comunidad Juan Paillalef apuntó en particular al Sargento 2° O. Mora M. de Cunco, como quien la amenazó, golpeó y jaló del cabello.