Los Nukak se toman las calles de París

por ONIC

Minga por la Dignidad – Palabra dulce, Aire de Vida

Durante la última semana las principales calles de Paris Francia acogen a un inhabitual visitante proveniente de la selva del Guaviare Colombia. Se trata de los Nukak Makú, Pueblo Indígena nómada contactado a finales de los años 80 y declarado en inminente riesgo de exterminio físico y cultural por la Corte Constitucional - Auto 004/09.

Desde entonces, los Nukak como más de 60 pueblos que corren la “misma suerte”, sus rastros y huellas viajan de la selva del desconocimiento a otros confines, a través de la campaña ONIC ´Palabra Dulce, Aire de Vida´.

A porta de ocho años de aquella demanda al Estado Colombiano, poco ha cambiado para los Nukak; por ello, estos días, cuando en el mundo se conmemora 10 años de la Declaración de Naciones Unidas para los Pueblos Indígenas y Bogotá realiza La Feria del Libro – FILBo ´un nuevo capítulo con Francia´, en París una serie de retratos de los Nukak Makú están apareciendo progresivamente cada día sobre los muros de las principales calles de la capital francesa. Su objetivo, denunciar la crueldad, el exterminio, pero sobre todo EL OLVIDO - DESCONOCIMIENTO al que están siendo condenados los últimos 400 Nukak que sobreviven desplazados en San José del Guaviare – Amazonía Colombiana.

Esta acción LIBERADORA, es tejida a dos manos, por el fotógrafo y antropólogo Juan Pablo Gutiérrez con la Consejería de Investigación, Información y Comunicación de la ONIC; Gutiérrez quien desde su experiencia desde la ONIC con los últimos Nukak que vivieron en estado de nomadismo, se asume avivar en Europa la ‘Minga por la Dignidad - Palabra Dulce, Aire de Vida’. Denunciar la situación de este Pueblo Indígena, es parte de la búsqueda de volver la mirada internacional a través de la toma de los muros de las transitadas calles parisinas. Porque los Nukak encarnan todas las amenazas de los Pueblos Indígenas en Colombia: desplazamiento forzado, exterminio físico y cultural, prostitución forzada, racismo, pérdida de su territorio ancestral, reclutamiento forzado, abandono estatal, desconocimiento de sus gobiernos propios, etc.

Paralelamente, a lo largo de este año se desarrolla el año Francia–Colombia, evento binacional producto de la voluntad de los Gobiernos en intercambiar experiencias alrededor del “descubrimiento” de nuestras culturas. Acontecimiento que promocionará la riqueza étnica y cultural del país, a lo mejor con la cruz de espalda de más de 60 pueblos que la ONIC ha detectado padecen lo mismo, en menor o mayor grado, que los Nukak. Por su parte, en la actual FILBo de Bogotá “todos somos libros”, cuyo invitado es Francia, poco se refleja dicho slogan con respecto a los libros caminantes de los Pueblos Indígenas; esperamos que en la narración de historias de contraculturas, las utopías broten de las noches más oscuras... el vaticinio de La Vorágine, y el hoy “todavía no es el Apocalipsis, pero ya casi” de Willian Ospina y Fernando V, nos hagan narrar las historias suprimidas en lugares sinfines... para que a partir de los desencuentros nos encontraremos.

Por ello con esta iniciativa en París, creemos que la voluntad actual de estos dos Gobiernos en visibilizar las respectivas culturas es más que un espacio oportuno para poner en valor la verdadera situación de los Pueblos Originarios de Colombia, desde una óptica constructiva pero real. Toca sacar al Indígena del cliché que suelen utilizar siempre como representante del exotismo o del folclor del país y viviendo feliz en sus territorios, comenzando porque los Nukak desde hace más de 10 años, contando con tierras no pueden volver a ellas porque los matan... En tiempo de Paz Se debe hablar con la verdad.

Apuesta que la ONIC reafirmará el pasado IX Congreso, reactivar la campaña de visibilidad de los Pueblos en vía de exterminio, como actor activo y sujeto político en la construcción de país, con alcance mayor que la misma coyuntura de acuerdos de Paz. Y más cuando los 102 Pueblos Originarios colombianos, hemos y seguiremos cumpliendo “un papel sustancial como promotores de Paz y víctimas históricas de todo tipo de violencias. Se debe hablar de lo bueno y bonito, pero también de la realidad y de lo malo, porque hay mucho que decir; y con esta base real cultivar la Paz estable, real, posible para todos y todas”, reafirmó el Consejero de Comunicaciones Alvaro Piranga Cruz, quien a su vez puntualizó “como salvaguardas de la Madre Tierra, somos Autoridades Ambientales que tenemos muchos que aportar a la salvaguarda del mundo, a la Paz para todos y todas”.

Las imágenes de los Nukak continuarán instalándose progresivamente sobre los muros de los 20 distritos de la capital francesa en su Minga por la Dignidad – Palabra Dulce, Aire de Vida. Cuya acción, nos insta a interrogarnos sobre el papel que cada uno de nosotros estamos desarrollando frente a la situación de los Pueblos Originarios en el mundo, que de no hacer nada o hacer sin tenerlos en cuenta, solo nos quedaran sus imágenes en los muros para recordarlos – el ancestro que fueron, como muchas culturas que han desaparecido de espalda del sistema y conservacionistas.

Con actos como estos, liberaremos a los oprimidos y sus voces se convertirán en un solo grito, en defensa de la Madre Tierra con sus hijos que la defiendan, que la liberen... y para ello debemos apoyar a liberar a muchos de sus hijos como los Nukak y la mayoría de Pueblos Originarios en Colombia que perviven en medio de vientos de Paz con olor a pólvora.

Como en Francia, otros muros reflejaran sus rastros y huellas, te invitamos a ser parte de este cultivar de los desencuentros y reencuentros.

¡Sigan contando con nosotros para la Paz, nunca para la guerra!

 

ComunicaONIC, 01 de Mayo de 2017

 

Contacto:

Silsa Arias Martínez - ComunicaONIC: 3182174569.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. - www.onic.org.co 
Juan Pablo Gutiérrez - Antropólogo y Fotógrafo - Contacto Francia: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.