CRIDEC se pronuncia frente a las acusaciones del periódico La Patria y denuncia tráfico de drogas ilícitas en territorio indígena

por ONIC

El Consejo Regional Indígena de Caldas - CRIDEC se permite aclarar la información que fue publicada por el periódico la Patria el día Lunes 17 de Julio de 2017 bajo el título: "Indígenas y Gobierno chocan por tráfico de drogas en Resguardos": http://www.lapatria.com/sucesos/indigenas-ygobierno-chocan-por-trafico-de-drogas-en-resguardos-375398  

Es lamentable que se quiera negar una problemática creciente en el Alto Occidente del departamento de Caldas, como lo es el tráfico de estupefacientes que golpea a las comunidades más vulnerables, por ello solicitamos a la Gobernación del Departamento de Caldas, Cancillería, Defensoría del Pueblo, a la Unidad de Victimas, Policía, Fiscalía, Presidencia de la República y demás entidades estales competentes que atienda de manera urgente la situación social que están viviendo las comunidades indígenas del departamento de Caldas, las cuales se encuentran en alto grado de vulnerabilidad y se avance con las investigaciones que permitan desmantelar las redes de microtráfico existentes al interior de los territorios indígenas y esclarecer los hechos perpetrados contra la vida del Gobernador Suplente del Asentamiento Indígena Dachijoma y el comunero del Resguardo Indígena La Albania.

En múltiples reuniones de seguimiento a las medidas cautelares de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, de las cuales es beneficiario el pueblo Embera Chamí de Caldas, desde el año 2001, se ha denunciado la presencia de actores armados en los territorios indígenas sin embargo se desmienten y subvaloran las denuncias bajo el argumento de que estamos en posconflicto y que se han acabado con las organizaciones armadas ilegales y a esto se suman decenas de denuncias que se han hecho ante el CTI y la fiscalía que terminan por ser archivadas.

Se ha querido justificar la desatención de algunas denuncias o solicitudes de intervención, argumentando que no se permitan acciones del ejército o de la policía y otros organismos de control en el territorio, lo que se ha pedido es la coordinación oportuna con las Autoridades Indígenas de los territorios, hecho que es conocido por las fuerzas del orden y que se derivó de la directiva ministerial 016 de 2006 emitida por el Ministerio de Defensa sobre el respeto por las Autoridades Indígenas y su autonomía. Dicha directiva surge como una exigencia de las comunidades Indígenas por los casos de falsos positivos que fueron víctimas por las fuerzas del orden del Estado.

Siempre ha sido el clamor de las comunidades indígenas de Caldas la exigencia del Respeto por el territorio y por las formas propias de vida, de cultura y de control social que se ejerce bajo las leyes ancestrales y según lo establecen los preceptos constitucionales y supranacionales, sin embargo las diferentes formas del conflicto y sus actores han querido desconocer la autonomía de las comunidades y han atropellado de diversas maneras nuestros derechos colectivos. Hemos vivido un conflicto armado con múltiples actores tanto del Estado como al margen de la ley; hoy hay temor en la comunidad indígena del Alto Occidente de Caldas por el fortalecimiento de los grupos paramilitares los cuales van avanzando territorialmente con el dominio del microtráfico, fenómeno que está llegando a las comunidades indígenas afectando la convivencia social.

 

CONSEJO REGIONAL INDIGENA DE CALDAS - CRIDEC
18 de Julio de 2017