Comunidades indígenas en Carmen del Darién confinadas por la guerra

por ONIC

Las Autoridades Indígenas de la Asociación Orewa, a partir de la información suministrada por las Autoridades de la zona, denunciamos ante el Gobierno Nacional y organismos humanitarios nacionales e internacionales, los graves hechos que han alterado la tranquilidad y el buen vivir de nuestras Comunidades Indígenas, en nuestro territorio chocoano, para el caso, municipio de Carmen del Daríen.

Hechos:

Que el sábado 16 de febrero del año en curso, en horas de la tarde aproximadamente 50 hombres armados de las denominadas Autodenfensas Gaitanistas de Colombia, AGC, ingresaron al Resguardo Humanitario Ambiental SO BIA DRUA, exactamente en el punto llamado lote N2, donde se ubican las Comunidades de Ibudo, Padado y Nuevo Cañaveral. Aquí le preguntan a un compañero indígena que dónde estaba la guerrilla, que si estaba ahí en la Comunidad, a lo que el Embera le responde, que él estaba estudiando, que él no sabía nada, después de esto, este grupo ilegal sigue su camino hacia la finca Abracharía.

Lunes 18, a eso de las 8:30 de la mañana, un compañero indígena es rodeado por integrantes de las AGC, le hacen preguntas y le requisan su bolso, desconocemos la razón, afortunadamente, resulta ileso, esto sucedió en el punto Puerto Lleras, límites con el Resguardo Urada Jiguamiando.

Este mismo día en horas de la tarde, en los territorios colectivos de Curbaradó y Jiguamiando en el punto conocido como las Palomas se generaron enfrentamientos entre los grupos armados AGC y el ELN.

Jueves 21, se dan enfrentamientos entre el ELN y las AGC, a eso de las 5:45 pm, entre la comunidad de Alto Guayabal y el corregimiento de Puerto Lleras, la Comunidad Indígena escuchó muchos disparos, además del estallido de varias bombas.

El ELN, amenazó y prohibió la salida de las Comunidades a otros corregimientos, es decir se encuentran en confinamiento. Los caminos por donde transitan las Comunidades se encuentran minados, afectando no solo a los indígenas sino también a los Afros.

A pesar que desde el 2010, la CIDH otorgó medidas cautelares al Resguardo Indígena Uradá Jiguamiandó, declarado “SO BIA DRUA” del municipio de Carmen del Darién, por los múltiples actos de violencia que pusieron en riesgo la vida de sus integrantes, hoy 9 años después, vemos que no hay acciones efectivas por parte del Estado Colombiano que garanticen la protección de las Comunidades.

Sentimos gran preocupación sobre este hecho, que pone en riesgo a nuestras Comunidades, en una guerra a la que nos han sometido contra nuestra propia voluntad, ya lo hemos pronunciado y anunciado, no queremos más sangre en nuestros territorios, porque desde la firma del acuerdo de paz, ya son 100 indígenas asesinados, nos están exterminando, pero seguimos resistiendo.

Somos actores de paz, sin embargo, los violentos y armados siguen vulnerando nuestros derechos, por ello, como Autoridades Indígenas y guiados bajo la ley de origen y derecho mayor, exigimos:

El retiro de los grupos armados de nuestros territorios, respeto a nuestra Autonomía y Gobernabilidad. Se reactive la Mesa de negociaciones entre Gobierno Nacional y el ELN y que se de cumplimento al documento de acuerdo humanitario YA, en el Chocó.

Al Gobierno Nacional, detener la guerra. Lo responsabilizamos por el exterminio sistemático y permanente, que se puede evitar garantizando la protección a las Comunidades.

Al Gobierno Nacional, departamental y municipal que se coordine la realización de una misión de verificación humanitaria y de seguimiento, acompañada de la ONU, OACNUDH, MAPP OEA y agencias humanitarias nacionales e internacionales, que puedan llegar hasta la zona y realizar acciones contundentes que garanticen la tranquilidad de las Comunidades.

CONSEJO DE AUTORIDADES INDÍGENAS ASOCIACIÓN OREWA